Revista YOUNG España
Eudald Font. Foto: Daniel Cortés

VERSÁTIL “Una montaña rusa de emociones intensas”

La historia de la pareja gay compuesta por Hugo y Álex conquista a sus asistentes en un tsunami de intensas emociones. En cartelera hasta el 5 de marzo.

“Versátil” abre la caja de Pandora cada noche en el Microteatre Barcelona, la propuesta de Carlos Ocho es una arriesgada y a la vez prometedora propuesta de la que mires donde mires no tengo nada a recriminar. Una noche en el comedor de casa de Álex (Eudald Font) la pareja se plantea las dudas que no se habían puesto anteriormente sobre la mesa sobre su sexualidad y su relación, una propuesta tan bien argumentada en la que los espectadores estamos delante de una magistral clase sobre las relaciones amorosas y los fracasos que seguro que acumulamos, ¿verdad?

Cartel de la obra con sus protagonistas

Una puesta de escena sencilla e íntima, el director ha jugado magistralmente el papel de la cercanía entre espectador y actor, pues es tan íntima que como me dijeron cumplen el “parece que estés viendo la escena en un agujero por la pared de tus vecinos” y es verdad. La tensión se palpa en la pequeña habitación y hasta notas como tus entrañas quieren hacerte saltar de la silla, se nota que ambos actores han trabajado y se conocen de antes, porque la naturalidad de las interpretaciones y esa complejidad existe y se ve. Dudas incluso si es real y lo sería si no supiera que llevaba la entrada en la mano, es todo tan real como alguna experiencia más que hayas vivido antes y el texto contiene una escondida reseña al corto de “Relación abierta” cuanto el personaje de Eudald Font propone una drástica medida para solventar su nuevo conflicto que se les presenta.

Christian Escudero hace una muy buena interpretación en la que desprende sensualidad, dramatismo y ternura en apenas 15 minutos de actuación y eso es de aplaudir abiertamente. Eudald Font por su parte realiza un papel más complejo aún de la que llegas a odiar a su personaje y creerme, eso es lo más complejo que existe en el teatro, hace suyo el papel tanto que no cuestionas en ningún momento, ni una pizca, su interpretación. Ambos son creíbles, las pausas, las respiraciones, los roces y las réplicas son detalles que muchas veces no prestamos atención, pero en un metro de distancia las ves, las sientes, las vives y esta obra hay que vivirla.

Mi valoración

5 Stars (5 / 5)

Si has ido a verla ¿qué te ha parecido?

 

Man Hoh Tang Serradell

Soy el Director de la Revista YOUNG España y también me considero locutor de radio. Me gusta escribir, informar y opinar sobre política internacional pues estudié Ciencias Políticas en la Universidad de Barcelona.

Agregar comentario

Newsletter

Facebook

Tienda Digital